Blog

  • CERTIFICADO ENERGETICO EDIFICIO COMPLETO vs UNIDADES INDEPENDIENTES

    ¿Certificado energético individual o Certificado Energético completo del edificio? Muchos de nuestros clientes con multipropiedades nos hacen la misma pregunta...La normativa relativa a la certificación energética lo permite, por lo que nuestra respuesta siempre tiene al menos dos grandes focos: la economía de medios, para técnicos y propietarios; y la mejora global y mayor precisión de la calificación con el valor añadido de una posible rehabilitación energética.

    Se ha realizado por tanto una comparación de uno de nuestros últimos encargos para esta tipología, comparando los resultados del certificado de edificio completo (que fue el que finalmente se contrató) frente a la posibilidad de realizar certificados energéticos de cada una de las viviendas que lo componen. Para el estudio, hemos tomado como ejemplo un edificio del centro de Madrid con dos situaciones de vivienda muy comunes, viviendas con fachada a la calle y viviendas que dan a patios interiores, por lo que puede ser bastante ilustrativo.

    El edificio consta de siete plantas habitables con tres tipologías de viviendas exteriores y tres interiores cada una de ellas. La cubierta es plana y transitable mientras que la planta baja se encuentra sobre el terreno.  El bloque cuenta con una caldera comunitaria de Gas Natural para la calefacción y cada vivienda cuenta con calderas individuales para la generación de agua caliente sanitaria. Además se ha considerado que el 50% del edificio se encuentra cubierto por distintas máquinas de refrigeración.

    Para el estudio se presentan y analizan dos de la seis tipologías de vivienda, una exterior y una interior, con los distintos casos de planta baja, planta intermedia y planta última. Las viviendas exteriores suponen un 64% del total de los m2 del edificio por lo que la evaluación de estas viviendas es más representativa respecto al global del edificio. Además se debe tener en cuenta que las viviendas de planta baja y planta última, las más desfavorable, suponen un 28% de los m2 del edificio.

    En los certificados energéticos de las distintas viviendas se han mantenido, respecto al certificado del bloque completo, los datos de transmitancias de los cerramientos y las instalaciones, individuales y comunitarias. Sin embargo las diferencias entre las distintas viviendas se introducen mediante el soleamiento de los cerramientos, los m2 de vivienda y los m2 de superficie expuestos al exterior.

    Comenzamos con el Certificado energético del BLOQUE COMPLETO: 

    certificado energetico edificio completo en Madrid

    Los resultados obtenidos nos dan unos resultados medios en los principales indicadores con una calificación mayoritariamente de E para cada uno de ellos. Dentro de la E se sitúan los valores más cercanos al siguiente nivel de calificación (D) que al inferior, siendo la demanda global de refrigeracón el parámetro más favorable, con una D clara.

    Certificado energético del  Bajo Exterior Derecho:

     certificado energetico vivienda en planta baja Madrid

    En esta vivienda, con fachada exterior y de planta baja, observamos como la calificación es ligeramente peor que en el Edificio debido a que, pese a reducirse la demanda de refrigeración considerablemente (un 46%) por la reducción del soleamiento, se empeora (un 11%) la demanda de calefacción.

    Certificado energético del 3º Exterior Derecho:

     Certificado Energético vivienda en altura intermedia y dentro de bloque en Madrid

    En la vivienda de la 3ª planta observamos los cambios más suaves debido a que es la vivienda más representativa del conjunto, ya que la podemos utilizar como modelo para todas las viviendas exteriores y que no se encuentran en los extremos un (un 46% de las viviendas del edificio). Las emisiones globales se mejoran debido a la disminución de la demanda de calefacción (un 9%) respecto a las del Edificio.

     

    Certificado energético del 7º Exterior Derecho:

    Certificado Energético vivienda en ático en Madrid 

    En la planta 7ª las diferencias son más notables ya que la superficie en contacto con el exterior es mucho mayor debido a la cubierta, con una transmitancia térmica alta. Esto hace que la demanda de calefacción se incremente en un 70%, elevando consigo las emisiones y el consumo de energía primaria.

     

    Certificado energético del Bajo Interior Centro:

     Certificado Energético vivienda en bajo exterior en Madrid

    En las viviendas interiores (un 38% del total) las condiciones son peores ya que el menor soleamiento hace que las demandas de calefacción aumenten en todos los casos respecto al Edificio. En el caso de la planta baja cabe destacar la considerable reducción de la demanda de refrigeración que se produce (un 59%) debido a que no recibe ninguna radiación solar durante el día. 

     

    Certificado energético del 3º Interior Centro:

     Certificado Energético vivienda exterior en altura media

     Esta vivienda, situadas en la planta 3ª del edificio, tiene el comportamiento más parecido al Edificio dentro del conjunto de las viviendas interiores. Esto se debe, al igual que en el caso de las de la fachada exterior, a su menor cantidad de superficie expuesta al exterior. 

     

    Certificado energético del 7º Interior Centro:

     Certificado Energético vivienda exterior en ático en Madrid

     Esta vivienda es la más desfavorable (un 64% más de emisiones respecto al Edificio) de las estudiadas ya que se encuentra en el interior y está en la última planta, en contacto con la cubierta.  Las demandas de calefacción y refrigeración aumentan en un 79% y en un 43% respectivamente. Esto dispara el valor de las emisiones a números cercanos a la F, lejos de los 31, 05 kgCO2/m2 del Edificio.

     

    Comparativa general:

    Certificación energética de edificio completo en comparación con certificado energético individual

    En este cuadro resumen se muestra la comparativa de los resultados de los distintos certificados que se han hechos de las viviendas modelos con respecto al Edificio Completo.

    Observando los valores de las emisiones entendemos que en este edificio un 54% de las viviendas se ven beneficiadas de la certificación del Edificio Completo, mientras que un 46% empeoran su calificación respecto la misma (aunque solo un 5% peor).

    También podemos observar como la última planta siempre registra el resultado más desfavorable debido a las grandes pérdidas que se producen a través de la cubierta.

    Una diferencia muy importante entre el certificado de un Edificio Completo y el de las viviendas individuales es la eficacia de las mejoras que se pueden aplicar. Las mejoras que se pueden aplicar sobre un edificio completo son capaces de elevar la calificación de la vivienda sustancialmente.

    La instalación de una caldera comunitaria de biomasa (tan manida en certificados individuales de mala calidad con tal de que aparezca la deseada A) capaz de reducir las emisiones de calefacción a 0, o la adición de aislamiento por el exterior (en este caso no sería posible por el carácter histórico de la fachada), son mejoras que no se pueden aplicar individualmente a las viviendas y que si se pueden plantear cuando el análisis se realiza del total del edificio.

     

    Andrés Toledo

  • ← Siguiente Post Post Anterior →
  • ¡Tu opinión es muy importante!